Saltar al contenido
Inicio » MIRA pide revisar propuesta de Senado regional y mantener las dos curules para los Colombianos que residen en el exterior

MIRA pide revisar propuesta de Senado regional y mantener las dos curules para los Colombianos que residen en el exterior

    Ésta es la constancia que radicó ayer la Bancada del Partido Político MIRA en el Congreso de la República, en el marco de la discusión del proyecto de Equilibrio de Poderes, en la que solicita revisar la propuesta de Senado regional y mantener las dos curules para los Colombianos residentes en el exterior:

    Bogotá, 02 de Diciembre de 2014

    CONSTANCIA

    Honorables Representantes a la Cámara,

    La bancada del Partido Político MIRA en ocasión a la discusión del PROYECTO DE ACTO LEGISLATIVO 153 DE 2014 CÁMARA Y 18 DE 2014 DE SENADO, ACUMULADO CON LOS PROYECTOS DE ACTO LEGISLATIVO 02 DE 2014 SENADO, 04 DE 2014 SENADO, 05 DE 2014 SENADO, 06 DE 2014 SENADO Y 12 DE 2014 SENADO “POR MEDIO DEL CUAL SE ADOPTA UNA REFORMA DE EQUILIBRIO DE PODERES Y REAJUSTE INSTITUCIONAL Y SE DICTAN OTRAS DISPOSICIONES quiere pronunciarse y dejar la siguiente constancia:

    Los principios de Unidad, pluralismo, participación ciudadana y él principio democrático fueron plasmados en la Constitución de 1991 como la fuente de la estructura y organización del Estado Colombiano. Principios que se ven hoy vulnerados y sustituidos abierta y directamente por los artículos 2°, 7°, 8°, 10° y 26° del acto legislativo que se pone a disposición de la plenaria por las siguientes razones:

    El Principio de Unidad contenido en la Constitución Política en su artículo 1°, estableció a Colombia como una República Unitaria, para materializar dicho principio se creó el Senado de la República, como el símbolo de la unidad y la autonomía nacional, su esencia natural es la representación nacional de todos los colombianos. Para garantizar la autonomía territorial se creó la cámara de representantes. Razón por la cual, la Banca del Partido Político MIRA, ve con preocupación, que; la figura del Senado de la República, como aquella estructura del Estado que materializa la unidad y autonomía de la Nación se ve desdibujada, desnaturalizada y sustituida parcialmente por la creación de una circunscripción territorial híbrida. Tal y como lo plasman los artículos 2°, 8° y 26° de la reforma. Si bien es cierto que es necesario fortalecer la representación territorial no lo podemos hacer a costa del Senado como una instancia de Unidad Nacional.

    Queremos hacer una claridad, No es que a la Bancada del Movimiento Mira se oponga a que cada Departamento tenga su debida representación en el Senado. Por el contrario hemos sido los promotores y defensores para que todos los partidos, los ciudadanos, las minorías y los departamentos de este país tengan una efectiva participación dentro de las instancias de poder público. Muy diferente a ello es, que el Congreso se atribuya facultades de constituyente primario, modifique la estructura del Estado Colombiano, cambie la esencia del Senado, y omita el principio constitucional de la Unidad señalado en la Constitución.

    Si el Congreso aprueba los artículos que crea el senado regional y limitan el número de curules para las minorías, se desconocería y sustituiría losPrincipios de Pluralismo, Participación Ciudadana y el principio democrático.

    De otro lado, la democracia participativa, es un principio rector que otorga a todos los ciudadanos, movimientos y partidos políticos la certidumbre de que no será excluidos del debate democrático ni de los procesos políticos que comprometen el futuro colectivo. Sin minorías no hay principio democrático señores Congresistas.

    La reforma Constitucional planteada en los artículos 2°, 7° y 10° del acto legislativo, limita el acceso a las minorías a las curules del Senado, Cámara, Asamblea, Concejos distritales y municipales. Si bien es cierto que “las minorías políticas” pueden participar en las elecciones, las probabilidades de ganar una curul, de permanecer, no existen, estas posibilidades no las garantiza el acto legislativo.

    Máxime, cuando las curules que pueden ganar las minorías (que por lo general, son las ultimas en la cifra repartidora) ya no van a existir (se le otorgaran a la segunda mayor votación de aquellos candidatos a la presidencia, vicepresidencia, gobernación y alcaldías por derecho propio) como lo estípula el artículo 2 de la reforma, curules que se asignarían sin su participaron en dichas elecciones corporativas.

    Conclusión: sistemáticamente y poco a poco se nos barre del escenario político.

    Los resultados electorales de las pasadas elecciones a Congreso (marzo de 2014) confirman que las minorías políticas en Colombia están en alto riesgo de desaparecer. Aquellas minorías juiciosas, que han hecho bien su tarea, caracterizadas por sus buenas proposiciones, por promover el debate y la democratización dentro de su fuerza política son las hoy castigadas si se aprueban estos artículos.

    Primero fue la creación del Umbral (Acto Legislativo 01 de 2003), luego vino el aumento del umbral del 2% al 3% (acto legislativo 01 de 2009) dejando por fuera del Congreso al 80% partidos y movimientos políticos. Hoy solo 12 permanecemos.

    El Senado regional cambiaría el panorama político y reduciría la participación de las minorías en el 2018 así: partidos que en el 2014 tienen 21 curules pasarían a tener 24, un partido en especial que tiene 19 se fortalecería y pasaría a tener 25, lo cual es bueno, pero, si miramos los partidos minoritarios el que hoy tiene 5 curules en el senado pasaría a tener 1 o máximo 2 curules. Lo cual indica que las minorías políticas verían una vez más reducida su participación democrática en el Senado de la República.

    Por último, rechazamos que este Gobierno pretenda restringir la participación y representación de los Colombianos en el exterior, eliminando la segunda curul que tienen en esta cámara.

    Los defensores de la reducción de las curules, afirman que la curul se elimina porque cerca del 90% de los Colombianos que viven en el exterior no votan, pero este no es un argumento sólido; la abstención a nivel nacional para las elecciones al congreso 2014 fue de 60%, para el Norte de Santander por ejemplo, fue de 56%, o para Antioquia que fue de 50%. En ese sentido, se debería reducir el número de curules para todos los departamentos de acuerdo al porcentaje de abstención? es una lógica absurda e injusta. Pareciera que el Estado colombiano solo le interesa hacer control sobre las remesas pero a la hora de garantizar derechos mínimos como el de la representación política en un Estado democrático, se hace el de la vista gorda.

    Es absurdo que el Estado exija cultura democrática y mayor votación para garantizar representación, cuando históricamente ha excluido a los colombianos y no ha educado democráticamente.

    El Partido Político MIRA considera inconveniente y muy negativo para el actual proceso de negociación en la Habana, que se esté pensando por una parte otorgar participación a ex miembros de grupos armados al margen de la Ley y por otra, reducir la representación de las Minorías y de los colombianos en el exterior.

    Nos preguntamos de qué manera se va a construir un escenario de posconflicto y para la paz cuando se excluye a más de 5.000.000 de colombianos que viven en el exterior, cuando se está acabando con las minorías políticas, con los pequeños partidos y movimientos, cuando se privan de los servicios del Estado y se reduce su participación democrática?.

    Todos los colombianos tienen derecho a tener representación en el Congreso si es necesario crear una circunscripción especial adicional para los raizales o para el pueblo gitano, analicémoslo, pero no se puede eliminar un derecho adquirido de un plumazo, a las minorías políticas y a los colombianos que viven en el extranjero.

    No podemos quitarle a un abandonado para darle a otro abandonado.

    Es deber del Congreso, es deber nuestro, crear leyes de acuerdo a los principios Constitucionales y en este tema, abrir espacios de participación ciudadana a todos los colombianos. En especial es nuestra labor constitucional garantizar la pluralidad, la participación ciudadana, el pluralismo y la Unidad Nacional y no reducir las oportunidades de acceder al poder público.

    El aprobar los artículos 2°, 7°, 8°, 10° y 26° del acto legislativo que se debate, implica una modificación de los elementos esenciales e irreductibles, democráticos, pluralistas y de participación que fundamentan nuestro Estado Colombiano, el Congreso NO es competente para sustituirlos, tenemos un límite de competencia al poder de reforma así lo ha establecido la Corte Constitucional en Sentencia C-249/12, razón por la cual el Partido Político MIRA VOTA NEGATIVO estos artículos dejando constancia que los artículos tantas veces mencionados van en contra de la principios Constitucionales, de lo negociado en el proceso de paz, de la participación democrática de las minorías y de los abandonados. Sería incongruente que MIRA vote en contra de la Paz, cuando ha apoya los diálogos y la negociaciones. Necesitamos la paz y esta no se alcanzará sino le garantizamos participación a todos.